Una auténtica leyenda del Jazz Latino
Jerry González

Jerry González biografía
Jerry González & Javier Colina


JERRY GONZÁLEZ Y LOS COMANDOS DE LA CLAVE

Nuevo disco "Avísale a tu contrario que aquí estoy yo"

En apenas dos días de grabación, salió el repertorio nutritivo de Avísale a mi contrario que aquí estoy yo, bautizado con el nombre de una pieza que Tito Rodríguez popularizó en la época dorada del jazz latino en Nueva York. Es, además, el único tema que canta Diego Ramón Jiménez Salazar (Madrid, 1968), al que Camarón de la Isla apodó Dieguito El Cigala una mañana graciosa de cante y vinos en el Rastro madrileño. "El jazz, como creo que también ocurre con el flamenco, no puede ser enseñado como si fuera un ejercicio de matemáticas.

Alguien puede mostrarte cuál es el camino, pero seguirlo es cosa tuya", explica el veterano artista.

Músico y productor rebosan satisfacción por un proyecto que completan tres instrumentistas cubanos, habituales del circuito de jazz nacional: el bajista Alain Pérez, el pianista Javier Massó Caramelo y el baterista Kiki Ferrer, con colaboraciones del percusionista flamenco Israel Suárez Piraña.

Avisale a mi contrario
Jerry González y los comandos de la clave
"Es un disco muy fresco", añade El Cigala sobre piezas de largo recorrido como Resolution, In a sentimental Mood, Love for sale, Obsesión y Tenderly. "Este trabajo no lo podía haber hecho en Nueva York porque allí la gente me tiene demasiado respeto.

Y eso impide investigar para buscar cosas nuevas", asegura González, que en 2002 ya fundió jazz afro-cubano y aires gitanos junto a Los Piratas del Flamenco.
JERRY GONZÁLEZ
y Los Comandos de la Clave


Jerry González, trompeta, fiscornio y congas
Javier Masó "Caramelo", piano
Alain Pérez, bajo y voz
Kiki Ferrer, batería

 


 

volver

 





JERRY GONZÁLEZ

Jerry González

Jazzista con vocación de rumbero, o viceversa, Gonzalez es uno de los músicos más progresivos del jazz latino. De pequeño, escucha a Cal Tjader. Estudia trompeta cuando comienza la secundaria. Imita a Mongo Santamaría y practica los tambores en parques y azoteas.

El productor René Lopez lo inicia en la música cubana. Durante sus años de universitario, integra un quinteto de jazz latino con su hermano Andy y el trompeta Kenny Dirham. Conoce al batería Rashied Ali, su primer guía en la vanguardia. A partir de 1969, graba con importantes jazzistas, como George Benson, Dizzy Gillespie y Houston Person. Colabora con la orquesta Jazz Composers, de Clifford Thornton.

A partir de 1974, participa en importantes sesiones latinas con los hermanos Palmieri, Bobby Paunetto y el Grupo Folklórico Experimental Nuevayorkino. Es miembro fundador del Conjunto Libre que dirigen su hermano Andy y el timbalero Manny Oquendo.
En 1979, Kip Narran le ofrece la oportunidad de grabar en solitario. Yo ya me curé es un muestrario de sus preocupaciones en la rítmica afrocubana y el jazz.

Su versión de Caravan se encuentra entre las mejores e incluye espléndidas intervenciones de Steve Turre, Milton Ruiz y Mario Rivera. A raíz de la grabación, surge la Fort Apache , entidad mediante la cual Gonzalez expresa sus inquietudes.
La banda lleva por nombre el del problemático barrio hispano de Nueva York donde crece Jerry y donde brota esa música - desenfadada, intensa y sensual -que de manera imprevisible une a dos culturas distintas. Por su compromiso con la búsqueda de nuevas modalidades, los Apache se sitúan de inmediato en la vanguardia del jazz latino. En su primer álbum, The River is Deep (1982), Parisian Thoroughfare , de Bud Powell, adquiere tal densidad que suena como si existiera en tercera dimensión. No obstante, en la primera formación de la banda predomina la música folklórica. De sus doce miembros originales, la mitad son percusionistas. El primer cambio ocurre cuando mueren el vocalista/conguero Frankie Rodríguez y el pianista Jorge Dalto. Los reemplazan, respectivamente, Milton Cardona y Larry Willis. La plantilla se reduce a diez cuando Steve Turre despunta en solitario y se marcha Gene Goleen. Pero aún son demasiados músicos para una banda iconoclasta y ajena a las concesiones. Para su obra maestra, Rumba para Monk , Gonzalez reduce la banda a quinteto sin comprometer sus principios. Ahora existe un mejor equilibrio entre las raíces y el jazz.

Fort Apache adquiere lo que parece ser su formato definitivo cuando el saxo   alto Joe Ford hace una suplencia a Carter Jefferson y Gonzalez queda tan satisfecho que decide añadir otra voz. La muerte de Jefferson, en 1993, hace que se incorpore John Stubblefield, quien había sido uno de los diez Apaches de 1988. Pero las presiones económicas continúan, y Stubblefield no llega al comienzo del milenio como Apache. Ya Gonzalez sabe que con cinco defiende su territorio. Hoy el quinteto (Willis, Ford, Steve Berrios, Andy y Jerry Gonzalez) comparte temas y arreglos. Escucharlos en plena inspiración es acudir a una distendida y amena reunión de viejos maestros. Si Rumba para Monk supone que el legendario pianista desciende de antepasados afrocubanos, Moliendo Café es el disco Apache más accesible.

Jerry González

El jazz y los tambores toman vías paralelas en Crossroads , y el año siguiente se reconcilian en Pensativo . Fire Dance es la primera grabación en vivo en ocho años y demuestra la compenetración que impera en el mejor momento musical del grupo.

Además de Monk, otras referencias de la banda son Miles Davis y sus discípulos Ron Carter y Wayne Shorter. De hecho, durante años, Gonzalez suena como el fantasma de Davis en trompeta -hasta que consigue exorcizar a su mentor- Angel "Papo" Vazquez, Nicky Marrero y Edgardo Miranda son otros Apaches originales, diezmados por el tiempo y la adversidad.

Jerry recibe la aprobación de colegas y conocedores pero para subsistir, debe enseñar percusión y continuar colaborando con quienes solicitan su talento. En 1981, participa en el debut norteamericano de Paquito D'Rivera; también, con Totico y sus rumberos. Continúa su relación con Narran en calidad de acompañante. En 1982, coincide con Jorge Dalto en On Broadwway , de Tito Puente. Graba, para Dalto, Masterpiece , del conguero Carlos "Patato" Valdés. Colabora con McCoy Tyner, por primera vez, en 1982. Será el percusionista de su big band diez años más tarde. En 1983, inicia otra dilatada relación con otro pianista, Kira Lightsey; aporta percusión a la vocalista Abbey Lincoln. Regresa a las raíces con el rumbero Virgilio Martí. Lo escuchamos en la banda sonora de Crossover Dreams . Hace jazz punk con Jaco Pastorius. En 1987, lo reclama Steve Turre para su Midnight Montuno; también lo hacen Ruiz y el bajo panameño Santi Debriano. Charles Fambrough y Kenny Kirkland recurren a él para adentrarse en el jazz latino. En años recientes, lo escuchamos con Dave Valentin, David Sanchez y la orquesta de Chico O'Farrill. Existen antecedentes de la rumba en el jazz, pero es Gonzalez quien los une para siempre, creando la impresión de que Thelonius Monk compone su obra en 6/8. En 1993, Bobby Hutcherson lo cita, en trompeta, para el segundo volumen de Accoustic Masters . Suda la gota gorda en escena rodeado de sus tambores y trompetas. Lo da todo por su arte. Es símbolo de devoción y entrega.

Jerry González

Desde su llegada a España en 2001 ha grabado trabajos como Jerry Gonzalez y los Piratas del Flamenco , nominado al Grammy al mejor disco de jazz latino, y ha abierto una ventana a los flamencos para que   estos dos lenguajes musicales se estimulen, se provoquen, se combinen y se seduzcan hasta doler. Gonzalez ha tocado en diferentes trabajos de Paco de Lucía, Enrique Morente, Martirio, El niño Josele, y un largo etc. de figuras del flamenco, lidera su propia banda de latin jazz y continúa su relación con su banda de toda la vida la Fort Apache Band, con la que acaba de sacar disco, Rumba pa Buhaina , en homenaje a Art Blakey.

En 2006 publica el álbum Music for a Big-Band, con arreglos de Miguel Ángel Blanco al frente de una gran banda con los mejores músicos de jazz de Madrid.

volver







JERRY GONZÁLEZ & THE FORT APACHE BAND
Jerry González and the Fort Apache Band es un grupo especializado en tocar un jazz afro-caribeño sin compromisos. La sofisticación del sonido de la banda está marcada por la habilidad del grupo para acercar la flexibilidad de jazz a los ritmos latinos. Como se ha publicado en el New York Times “Pueden empezar tocando un tema con el swing de Art Blakey, cambiar a un ritmo cubano tipo “guaganco” y después convertirlo en un “shufle” para regresar de nuevo a el swing”.

El primer trabajo profesional de Jerry González fue en 1971 con Dizzy Gillespie. Desde entonces ha trabajado con maestros del jazz y de la música latina como Kenny Dorham, Tony Williams, McCoy Tyner, Jaco Pastorius, Tito Puente, Eddie Palmieri, entre otros. La primera grabación de Jerry González como líder fue en 1980 con el disco aclamado por la crítica Ya Yo Me Cure para el sello American Clavé. Después del éxito de dicho álbum se formó The Fort Apache Band, con músicos como Kenny Kirkland, Sonny Fortune, Nicky Marrero, Papo Vázquez, Jorge Dalto y Milton Cardona. Los dos primeros álbumes fueron grabados en directo en festivales de jazz europeos: The River is Deep, 1982 en Berlín; Obatoa: 1988 en Zurich.
In 1989, Fort Apache grabó el crucial disco Rumba Para Monk como quinteto formado por: Jerry González (trompeta, flscornio, y congas), Andy González (contrabajo), Steve Berrios (batería), Larry Willis (piano), y Carter Jefferson (saxo tenor). Rumba Para Monk fue elegido álbum de el año por la Academia de Jazz de Francia y fue votado como mejor disco de World Beat en la 55ª encuesta anual de la revista Down Beat. Esta grabación está considerada como imprescindible en el resurgimiento del jazz afro-caribeño a finales del siglo XX.

El grupo se convirtió en sexteto con la incorporación de Joe Ford (saxos alto y soprano), grabando los discos Earthdance (Sunnyside, 1991) y Moliendo Café (Sunnyside, 1992). Después de la muerte de Carter Jefferson, el ex-miembro de la banda John Stubblefield (saxo tenor), volvió al grupo para grabar el disco nominado para los premios Grammy Crossroads (Milestone). Con la misma formación grabaron Pensativo (Milestone, 1995), que también fe nominado a los Grammy. Después de la nominaciones de estos dos discos el grupo fue elegido como mejor grupo del año en las encuestas anuales de la revista Down Beat de 1995 y 1996.
Fort Apache band

The Fort Apache Band
Firedance (Milestone), el último álbum de Fort Apache, se grabó en febrero de 1996 en el Blues Alley, en Washington DC y es la primera grabación en directo del sexteto. Después de publicar este explosivo disco, el grupo consiguió el premio al Mejor Grupo de Jazz, elegido por los lectores del grupo de revistas Play Boy en 1997. En 1998 barrieron en la categoría de Latin Jazz de los premios New York Jazz, obteniendo los galardones de la Industria y de la crítica. En 1999 arrasaron en las encuestas del público y de la crítica como mejor grupo del año en la revista Down Beat.

En 2001 Jerry González and the Fort Apache Band aparecen como figuras principales en la película antológica del Latin Jazz "Calle 54", de Fernando Trueba. La película ha obtenido excelentes críticas en todo el mundo y fue sucedida por una serie de conciertos promocionales, incluyendo el que dieron en el Beacon Theatre de New York City. La Banda Sonora está disponible en Blue Note Records.

La colaboración con Fernando Trueba continuó con la producción del nuevo disco de Jerry González y Los Piratas Del Flamenco en colaboración con una serie de destacados artistas flamencos como el cantaor "Diego El Cigala”, entre otros.

El éxito y la relevancia histórica de la Fort Apache puede ser atribuido en parte a el mantenimiento de una formación estable desde 1990. En el mundo del jazz solo The Art Ensemble of Chicago ha superado esta longevidad.

Andy González está considerado por muchos como el mejor bajista de Latin Jazz. Su categoría es comparable a figuras como Ray Brown o Ron Carter, en el jazz acústico. La lista de artistas con los que ha tocado incluye a Ray Barretto, Tito Puente, Hilton Ruiz, Steve Turre y Dizzy Gillespie. Además ha coliderado durante más de veinte años la más famosa orquesta de salsa de Nueva York: Manny Oquendo y Libre. Actualmente es asesor de la revista Bass Player.

Steve Berrios es el tercer miembro en orden de antigüedad de Fort Apache y como Andy González está considerado como el primer batería de la escena del Latin Jazz. Ha grabado y tocado en conciertos con Max Roach, Mongo Santamaría, y Randy Weston. Su álbum en solitario, And Then Some (Milestone Records), fue nominado a los premios Grammy en 1996.

The Fort Apache Band
El pianista, Larry Willis ha tocado en más de 250 discos de primeras figuras, incluyendo 9 como líder. Como ejemplo, ha trabajado con gigantes del jazz de la talla Jackie McClean, Woody Shaw, Wynton Marsalis, Stan Getz, Nat Adderley, y Blood Sweet & Tears. Larry Willis trabaja actualmente como director artístico y productor para Mappleshade Records en New Carrolton, Maryland.

Joe Ford
, saxo alto, entró en la banda como reemplazo de Carter Jefferson, pero el grupo decidió ampliar la formación a seis miembros. Su primera grabación con el grupo fue Earthdance, donde fue el protagonista del tema que le da título. Joe Ford ha sido solista principal con McCoy Tyner desde 1985 hasta 1991. Como líder ha publicado Today's Nights para Bluemoon records.

En el formato actual de quinteto, Fort Apache pone en los escenarios su personal visión del jazz afro-caribeño, que los miembros de la banda han practicado a lo largo de su carrera –como Jerry González lo describe: “No quiero comprometer el ritmo, no quiero comprometer el espíritu del jazz. Los chicos que tocan en mi banda tienen que saber como tocar el “blues” y la “clave”.- Con este espíritu de integración entre el be-bop de primera categoría y la música afro-caribeña, The Fort Apache Band se han convertido en una de las formaciones más excitantes y respetadas de la música moderna. Según publicó el diario San Francisco Examiner “La música de Fort Apache Band es una gran placer para la escucha, es un gran jazz y una gran diversión. Es imposible hacerlo mejor”.
The Fort Apache Band



JERRY GONZÁLEZ & JAVIER COLINA

Todo sensualidad.

Esta sería la expresión que podría resumir el concierto que protagonizan el dúo entre Jerry González y Javier Colina.

Tanto González como Colina son dos músicos con unos cimientos musicales acreditados, que establecen un diálogo propio con grandes dosis de gusto y sensualidad al alcance de muy pocos músicos.

Juan Carlos Abelenda
Tomajazz
Javier Colina y Jerry González
Jerry González & Javier Colina Javier Colina & Jerry González






Indice
Artistas
Giras Internacionales
Producciones
Contacto

© Klink Producciones 2013